fbpx

Cirugía de la escoliosis y fijación en otras patologías de columna

La fijación u osteosíntesis de columna es una importante herramienta en cirugía de columna, que consiste en el uso de implantes metálicos, usualmente titanio o aleación cromo-cobalto, para restaurar la estabilidad perdida en diferentes situaciones. La estabilidad se puede perder como consecuencia de fracturas, tumores, al resecar hueso para descomprimir estructuras neurales apretadas como consecuencia de diversas afecciones degenerativas de la columna (desgaste de la columna) y también en deformidades progresivas que no han respondido a manejo ortopédico o que no han recibido adecuado tratamiento, la más frecuente de ellas es la escoliosis.

La cirugía moderna de la escoliosis se inició en los años 60 cuando el Dr. Paul Harrington desarrolló el conocido implante que lleva su nombre, éste permitía realizar correcciones duraderas de las curvas escolióticas y facilitar la necesaria cicatrización del hueso que permiten controlar las curvas de por vida. Con el tiempo, se ha ido perfeccionando la instrumentación de columna aumentando y fortaleciendo los puntos de anclaje, con lo que es posible lograr correcciones mejores y más estables.

Los implantes actuales, los tornillos pediculares, barras y ocasionalmente ganchos, no solo permiten una excelente corrección, sino también permiten incluir un menor número de vértebras para obtener un resultado similar o mejor y con ello rigidizar menos la columna, preservando más vértebras móviles y mejorando la función.

Dr. Pablo Krainz
Traumatólogo de Clínica INDISA