fbpx

¿Cómo calificas tu experiencia en nuestra página?

¡Gracias por tu respuesta!

¿En qué podemos mejorar?

¿Te gustaría dejarnos algún

comentario adicional? (Opcional)

ENVIAR

¡Muchas gracias!

Estamos trabajando para brindarte una mejor experiencia

¡Dile adiós a las varices y vuelve a lucir tus piernas!

¡Dile adiós a las varices y vuelve a lucir tus piernas!

La aparición de las venas varicosas, o venas retorcidas y agrandadas, es una patología muy común. Se presenta generalmente en la zona de las piernas y las mujeres son las que más la padecen. Así lo indica el experimentado equipo de especialistas de Cirugía Vascular y Endovascular de Clínica INDISA; “la aparición de las varices es hasta cinco veces más frecuente en mujeres que en hombres”.

Contenidos

Pero, ¿Cómo se pueden combatir las varices?

 

Es una pregunta que surge muy a menudo en la población que padece esta enfermedad, ya que la aparición de las varices sí se pueden prevenir y controlar, así lo detalla el coordinador del equipo de Cirugía Vascular y Endovascular de Clínica INDISA, Dr. Rodrigo Julio. Y advierte que “ante la sospecha de tener varices, ya sea por síntomas de pesadez, dolor o visualización de venas marcadas en las piernas, se debe consultar con el o la especialista”.

 

La especialidad encargada de diagnosticar y tratar a los pacientes con varices es la Cirugía Vascular. “A partir de la evaluación médica, se determinará cuál es la mejor estrategia para el combate de las varices, que puede ser desde la recomendación de cambios de hábitos, medicamentos, calcetas y medias elásticas, hasta la indicación de una operación quirúrgica, y será el especialista el que indique el tipo de operación que mejor se ajusta a cada paciente”, enfatiza el coordinador del equipo.

 

 

¿Cuál es el tratamiento más efectivo para las varices?

 

Cada paciente tiene condiciones propias que deben ser evaluadas por un especialista en Cirugía Vascular para determinar el mejor tratamiento. Para esto, se deben tener en cuenta la edad, el nivel de actividad y enfermedades concomitantes, entre otros.

 

Para un paciente activo y sin enfermedades asociadas, portador de varices, está demostrado que la cirugía reduce no solo los riesgos de complicaciones vinculadas a esta enfermedad, sino que también detiene su progresión y mejora los síntomas.
Tal como detalla el equipo de Cirugía Vascular y Endovascular de Clínica INDISA, “los tratamientos quirúrgicos son eficaces y se realizan para corregir el reflujo en todos los sitios en que el sistema venoso, sobre todo de las piernas, funciona de manera no adecuada”.

 

 

¿Cuáles son los tipos de cirugías que se realizan para el tratamiento de las varices?

 

Existen dos modalidades quirúrgicas: la tradicional y la endoablación (que a su vez puede ser térmica o química). Ambas dicen relación con cómo se trata la vena principal que está afectada, denominada safena interna y/o externa.
La cirugía tradicional de varices se caracteriza por hacer una incisión en la ingle, de 3 a 5 cm, para luego buscar la vena principal y, con ayuda de un dispositivo que se introduce por la vena, extraerla por dentro del muslo hasta bajo la rodilla. “Como resultado, además de extraer la vena, también se producen hematomas en la cara interna del muslo”, indica la Dra. Carmen Gloria Lagos.

 

Por otro lado, la endoablación puede ser de tipo térmico con láser o radiofrecuencia, o un sellante químico. Este tipo de cirugía permite puncionar la vena principal en alguna zona bajo la rodilla (generalmente tobillo) y ascender por dentro de esta con el dispositivo, el que luego se enciende (térmico) o se libera (químico), y se retira sellándola por dentro. “Este es un procedimiento menos invasivo y conlleva menos hematomas”, puntualiza la especialista en Cirugía Vascular de Clínica INDISA.

 

Además, si existen colaterales visibles, estas se pueden extraer por mini incisiones mediante cualquiera de las técnicas anteriores.

 

 

¿Cuándo es necesario un tipo y para qué tipo de paciente?

 

Todas las cirugías buscan eliminar la vena principal, por lo tanto, la elección de la técnica depende de las características generales de cada paciente (comorbilidades, edad, re operación, etc.) y el objetivo de la cirugía (ya sea este por salud o por estética). “Si el objetivo es médico, muchas veces es suficiente con tratar el tronco principal y considerar las características del postoperatorio, dado que la cirugía tradicional generalmente es más dolorosa y algo más larga la recuperación en comparación a la endoablación”, detalla el equipo de Cirugía Vascular y Endovascular de Clínica INDISA.

 

 

Si quieres encontrar el tratamiento adecuado para tu caso, te invitamos a acercarte a nuestra clínica y conocer a nuestros especialistas. En Clínica INDISA, no solo contamos con profesionales altamente capacitados en el tema, sino también tenemos la última tecnología para aliviar tu problema.

 

 

 

¿Para qué sirven los tratamientos contra las varices?

 

Tal como enfatiza el especialista en cirugía vascular y endovascular, Dr. Waldo Bastias, “lo más claro es que en el caso de complicaciones de las varices (úlceras, varicotrombosis, sangramiento de las mismas o varicorragia), la mejor indicación es operar al paciente”. Esto, porque el objetivo de la intervención quirúrgica es evitar que se repitan los cuadros en el futuro o presenten una evolución peor.

 

Sin embargo, en el resto de los pacientes, la utilidad dependerá de lo que se quiera lograr con el tratamiento, lo que deberá acordarse con ellos. “Si lo que pretende es el manejo de las molestias y/o disminuir los riesgos de complicaciones, se podría ofrecer tratamiento médico, el cual tiene como pilar fundamental el uso de soporte elástico (medias o pantys de compresión graduada), teniendo claro que este tratamiento no detiene ni elimina la enfermedad”, detalla Dr. Bastias.

 

La cirugía ofrece un tratamiento más “definitivo”, aunque hay que tener en consideración que a pesar de que se extraerá el total de las venas dañadas en dicho momento, en el futuro otras podrían dañarse y llevar a la recidiva varicosa.

 

Por otro lado, para el manejo más cosmético, a parte de la cirugía que combina la curación de la enfermedad con mejoría visual, existe la escleroterapia (terapia con inyecciones) y el láser cutáneo, que se usa más en telangiectasias o arañas vasculares.

 

 

¿Cuánto dura la operación y la recuperación?

 

La cirugía puede durar entre 1 y 2 horas, dependiendo de la cantidad de colaterales varicosas que es necesario extraer. En general, a esto se suman los tiempos preanestésicos y de preparación del paciente, lo que hace que a los parientes que esperan información de su familiar les dé la impresión de que los tiempos son de 2 a 3 horas al menos.

 

Por otro lado, la recuperación también es particular de cada paciente, especialmente por el manejo del dolor y las molestias, que son individuales. “En general, se calcula que la recuperación dura en promedio tres semanas, pero se debe ir evaluando caso a caso, y se sugiere un control antes de la finalización de su licencia médica”, señala el equipo de Cirugía Vascular y Endovascular de Clínica INDISA.

 

Agrega asimismo que la etapa más compleja, más por lo incómoda, es la primera semana, donde el paciente debe mantenerse con soporte elástico hasta el primer control con su médico.

 

 

¿Qué consideraciones hay que tener antes de operarse las varices?

 

Al igual que en cualquier tipo de cirugía, el Dr. Sergio Olmedo, menciona que se debe evaluar el estado general del paciente, con especial atención a su edad y la presencia de otras enfermedades, tales como hipertensión arterial, diabetes, alergia u otras.

 

Existen exámenes y criterios establecidos para cada caso que permiten al médico la correcta evaluación de su paciente

 

 

¿Cuáles son los riesgos al someterse a estas cirugías?

 

El riesgo de someterse a una cirugía para eliminar las varices es mínimo, ya que son intervenciones sobre el sistema venoso superficial, con anestesia local o regional.

 

Por la naturaleza misma del procedimiento, en el postoperatorio pueden producirse pequeños hematomas que desaparecen en una o dos semanas.

 

 

¿Cuáles son los cuidados después de la operación de las varices?

 

Como en toda cirugía, los cuidados posoperatorios al irse a casa son fundamentales para el éxito de cada operación. En este caso, es importante usar medias de alta compresión, que se dejan colocadas en el posoperatorio, y evitar hacer fuerza y estar largos períodos de pie.

 

“Un paciente operado de varices no necesita ir a casa a ponerse pijama y estar en cama. De hecho, es mejor que se mueva, que camine, estimulando así el drenaje de las venas de las piernas. Además, su médico le recetará algún analgésico en caso de que sienta molestias, que habitualmente son leves a moderadas”, puntualiza el cirujano vascular de Clínica INDISA, Dr. Ricardo Olguín.

 

 

¿Cuánto dura el postoperatorio?

 

Un paciente operado de varices de ambas piernas estará en condiciones de retornar a sus actividades completamente normales en un período que rara vez excede los 15 a 20 días.

 

 

¿Es necesario mantenerse en control médico después de recuperarse de la operación?

 

Tal como explica el equipo médico, “es muy importante mantener un control periódico con su médico para diagnosticar a tiempo la aparición de nuevas venas enfermas, las que pueden ser tratadas con métodos poco invasivos”.

 

Además, porque los pacientes con varices de muy largo tiempo que han sido operados quedan con secuelas producto de estas, por lo que es necesario monitorear su recuperación en el tiempo.

 

 

¿Pueden volver las varices?

 

Cabe destacar que hasta en un 30% de los pacientes pueden volver a aparecer las varices luego de una operación, especialmente en casos que presentan familiares directos con esta enfermedad, donde el componente genético juega un papel importante en el daño interno de las venas, así como la mantención de malos hábitos de vida.

Por eso, “mantener un control periódico con su cirujano permite detectarlas a tiempo y evaluar el uso de diferentes técnicas para detenerlas, incluyendo una nueva cirugía”, finaliza el Dr. Rodrigo Julio, coordinador del equipo.

 

 


 
Dr. Rodrigo Julio,
Cirujano vascular de Clínica INDISA.

Conoce nuestro equipo médico y

reserva tu hora Médica
Compartir en Redes Sociales
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter